“Huellas Alegres”, agrupación de ayuda a los animales que crece rápidamente en Villa Alegre

Villa Alegre, sobre todo en los sectores rurales, en los últimos años se ha  convertido, en un botadero de perros. Es así de dura la afirmación y es que esto se ha convertido en práctica habitual, la que día a día, campesinos resienten y con dificultad resuelven.

Y es que como generalidad, la explicación es la misma ¿qué hago, como los dejo tirados a su suerte?, el resto se sabe, terminan haciéndose cargo de la irresponsabilidad de otros, que creen que en el campo, estos animales tendrán comida y techo.

                                 Elizabeth Valenzuela Secretaria Agrupación Huellas Alegres

Así muchos de estos animales terminan en el río y como se dice simplemente a la buena de Dios. Tal vez sea él, el que finalmente logró que con no pocas dificultades se formara  y se formalizara una agrupación de protección a los animales en abandono. Se llaman Huellas Alegres y hoy son el principal movimiento de protección a estos animales que no tuvieron la suerte de tener un hogar, pero también, el apoyo a quienes de manera solidaria optaron por proteger a uno de estos seres, llamados el mejor amigo del hombre, aunque los canes no son su único objetivo.

                                                                             La Perra Foxinatoy

La agrupación que hoy cuenta con al menos noventa socios, ha ido creciendo rápido, bajo la dirección de Ruth Soto, quien es secundada por Elizabeth Valenzuela, una de sus principales voceras, quien explica, que ellos no están solo para alimentar perros callejeros, sino que su fin principal, es cambiar mentalidades respecto a la tenencia de mascotas.

“Huellas Alegres, es una organización promotora de la tenencia responsable de mascotas, ese es su fin último, pero dentro de eso, también tratamos de aportar dentro de lo posible de ayudar a los animales que están en la calle y a los vecinos “explica Elizabeth Valenzuela.

La Secretaria explica que por ahora la posibilidad de crear un canil en la comuna, no está considerada, pero si el apoyar a personas  que están prestando la colaboración de hogares temporales para  animales abandonados, así como también en programas que permitan dar una  mejor calidad de vida a los  animales y detener la proliferación de mascotas sin dueño.

“Nuestra labor es generar conciencia respecto a este problema, es por eso que el  número de socios ha ido creciendo tanto e invitamos a todos a participar, no solo a  quienes tienen un animal rescatado, sino que  a todos los que  quieran apoyar “ indicó la Secretaria.

Por el momento, es la Biblioteca Publica el lugar donde los  integrantes de Huellas Alegre se reúnen, esto a la espera de llegar en algún momento a  contar con un recinto propio en donde  recibir  las  ayudas y también coordinar las acciones de trabajo.